La saturación en centros de menores desata conflictos entre los niños tutelados

La Generalitat cuenta, en la actualidad, con un amplio abanico de centros de acogida para menores de edad tutelados por la Administración autonómica (en total, 80 centros con 1.189 plazas que acogen a 1.083 menores). Entre ellos se encuentran los centros específicos de atención a menores con problemas de conducta (cinco con 92 plazas), unas residencias que prácticamente se encuentran ya al completo, por lo que esta situación está afectando al resto de complejos.

Uno de los principales problemas de este ámbito se da en la saturación que sufren estos centros para menores con trastornos en la conducta, que no pueden acoger a más niños. Por tanto, cuentan con una especie de lista de espera para poder albergar a menores con este tipo de perfil que se encuentran en otros centros genéricos y que  es en estas residencias generales en las que estos adolescentes «están alterando la convivencia de los demás». Sigue leyendo “La saturación en centros de menores desata conflictos entre los niños tutelados”

El calor de las familias…

Cuando se plantea en tu vida la idea o la necesidad de que tienes que hacerte cargo de ese niñ@ sientes varias sensaciones:mucha responsabilidad,piensas que va a ser del futuro de esa criatura,miedo a que vuelva con sus padres biológicos pero todo eso es recompensado cuando lo ves crecer feliz a tu lado.

Por otro lado piensas que tu caso es único,te sientes un poco perdido,realmente no sabes cual será el futuro de ese niñ@ y ,cuando te quieres dar cuenta,el tiempo ha pasado y se confirma que nadie te lo va a quitar y tu respiras tranquilo.

Después  llega un día en el que,por unos talleres para acogedores y unas charlas con otras familias que viven situaciones similares a la tuya,sientes que no estas solo y compartes con otras familias experiencias con los niños y eso te hace sentir bien.

20161208_175932 Sigue leyendo “El calor de las familias…”

Familias de «gran acogida»

Unos padres de acogida colaboradores de la Junta de Andalucía cuentan su experiencia con 17 menores desde 2003.

familia-acogida-cordoba-knth-620x349abc

La mejor pregunta de uno de los niños en acogida que han pasado por casa de la familia Chamorro, en San Lorenzo, fue ¿Cuánto tiempo lleva aquí Carmen?. Carmen era su hija biológica. «Ahí supimos que lo estábamos haciendo bien, porque no podían distinguir el trato a nuestros hijos del trato a uno de acogida». El padre de familia tiene claro que siempre que llega un niño a casa «es un regalo, y cuando se va, es un pinchazo en el corazón que hay que pasar». El dolor se mitiga estando en conctacto con el menor a través de su familia adoptiva definitiva o con su familia biológica o extensa en caso de que la situación por la que perdieron la custodia temporalemente se haya encauzado y los Servicios Sociales comprueben que es el mejor lugar para que crezca. Sigue leyendo “Familias de «gran acogida»”